social icons

search

desiree verlangen

a skincare, makeup and photography blog

otro contenido en el blog

Quédate, primer aviso.

Me estoy poniendo nerviosa, me estoy enfadando y el nudo en el estómago está haciendo demasiada presión. Lo está volviendo a hacer, lo sé, joder, puta Vera. Nunca estoy preparada para este momento. Ocurre de repente, sin avisar, cuando lo último que me dijo era luego nos vemos. Un luego que no lle…

Feria del Libro de Madrid 2016

Este año la Feria del Libro de Madrid ha sido muy especial. Era la primera vez que iba a diversas firmas de autores, a la Blogger Lit Con y con una compañía fantástica. De hecho, creo que ha sido el primer año que he ido consciente de lo que suponía y, reconozcámoslo, me he vuelto un poco loca.

Este ha sido el botín que me he traído a casa y, sobre todo, os lo cuento para que sepáis qué cosas os iréis encontrando en los próximos días porque todos y cada uno de ellos son libros que merecen que se hablen. El que avisa no es traidor y yo os quiero mucho.


Pero antes de meterme en el tema, me hizo mucha ilusión conocer a Elvira Sastre y que me firmase su antología Ya nadie baila, pero todavía me hizo más ilusión conocer a Mikel Izal y charlar con él mientras me firmaba Los seres que me llenan. Ése hombre me enamora, mucho y muy fuerte y descubrir lo encantador que era fue un duro golpe para mí; todavía lo quiero más.

Seraphina de Rachel Hartman

Estamos en la Feria del Libro de Madrid, ¿todavía no lo sabíais? ¿O si? ¿Os habéis pasado ya? Este fin de semana me he hecho con un pequeño tesoro literario. Pronto os cuento qué me he traído, cuando me pase el par de veces que todavía me quedan (por diversas charlas y firmas de autores) pero ya os adelanto que han caído cosas que nunca me imaginé y otras a las que tenía infinitas ganas. Y la wishlist es enorme pero prefiero dejarme llevar por las corazonadas y escuchar qué libros son los que me gritan "llévame a casa".


De momento he terminado de leer Seraphina, de Rachel Hartman. Y, curiosamente, a pesar de ser uno de los que en su día me gritó y muy fuerte además he tardado bastante tiempo en tener ganas de leerlo. Se la define como novela fantástica juvenil pero creo que deberíamos tachar las dos últimas etiquetas (cuánto las odio) para hablar de este libro. Pero esto lo he descubierto después, claro. En su momento no me apetecía absolutamente nada leer fantástica –es un género del que me siento algo alejada últimamente– y juvenil todavía menos, no he podido quitarme los prejuicios sobre este género, a pesar de haber leído varios títulos ya. Así que desde este momento confieso que lo cogí con mucha pereza y, como ya es costumbre últimamente, acabó dándome un bofetón cariñoso por haber sido tan estrecha de miras. Perdóname, Rachel; no volverá a pasar (contigo, al menos).
Todo el mundo sabe que cualquier dragón que se precie puede aspirar a ser un buen político, profesor o matemático; no como esos absurdos humanos, que prestan tanta atención a sus emociones que acaban olvidando cómo pensar...  
En un reino mágico y sombrío en el que humanos y dragones conviven con una paz inestable, Seraphina es una música joven y talentosa (pese a ser humana) que acaba de entrar en el coro de la corte. Allí, las intrigas políticas son el pan de cada día. Poco después de su llegada, una noticia atraviesa los muros de palacio: un miembro de la familia real ha sido asesinado. Inmediatamente, los cimientos de esa fachada de paz se resquebrajan.

Para investigar el crimen, Seraphina se alía con el perspicaz Lucian Kiggs, capitán de la guardia real. Pero todo el mundo tiene secretos, y ella no es una excepción: lo que oculta haría que la condenaran a muerte.

Mi chica revolucionaria de Diego Ojeda

Éste ha sido, entre otras cosas, el mes de la poesía. Ya os hablé sobre dos autores españoles en esta entrada y de momento han caído unos cuantos más, grandes descubrimientos que me han hecho vibrar. Y todos ellos de producto nacional, es más, la mayoría de ellos madrileños declarados (¿qué tendrá Madrid que inspira grandes poetas? Ay, mi pequeña).

Pero hoy quiero hablaros de Diego Ojeda y de su libro Mi chica revolucionaria. Es el segundo poemario de este cantautor y poeta; el primero fue A pesar de los aviones y ya va por su 11º edición a pesar de mi total y absoluto desconocimiento... Porque sí, no tenía ni idea de quién era Diego Ojeda, no sabía nada de su cotidianidad hecha poesía ni de sus chicas revolucionarias, de su terapeuta, de sus historias de idas y venidas, de esa amistad que mantiene con otros grandes poetas como Elvira o Marwan y tampoco tenía ni idea de sus maravillosas canciones. 

De poesía, lo reconozco, no era consciente de prácticamente nada cuando de pronto (cosas de la vida, ya se sabe) me dieron el pistoletazo de salida y ahora no puedo parar de investigar, de leer, de descubrir, de maravillarme con el arte y la emoción de todos ellos, de necesitarlos. Es absolutamente maravilloso.


¿quieres enterarte de cuándo publico una nueva entrada?

Profile Photo

desiree verlangen

Profile Bio

¡Hola! Soy Desirée y este es mi blog.
Soy una madrileña viviendo en el Mediterráneo, creadora de contenido y beauty lover. Me centro en skincare y maquillaje porque sentirse bien con una misma es el paso más importante para disfrutar de la vida.

Instagram